España.- Ayuso celebra que «la libertad ha triunfado nuevamente en Madrid»: «España es otra cosa, señor Sánchez»

0
7
04/05/2021 Ayuso en el balcón de la sede del PP EUROPA ESPAÑA POLÍTICA Europa Press
04/05/2021 Ayuso en el balcón de la sede del PP EUROPA ESPAÑA POLÍTICA Europa Press (Europa Press/)

Proclama que la forma de gobernar con «opulencia e hipocresía desde La Moncloa tiene los días contados»

MADRID, 4 May. (EUROPA PRESS) –

La presidenta de la Comunidad de Madrid y candidata del PP a la reelección, Isabel Díaz Ayuso, ha celebrado que «la libertad ha triunfado nuevamente en Madrid», al recibir este martes el apoyo mayoritario de las urnas en los comicios autonómicos.

«España es otra cosa, señor Sánchez. España empieza en Madrid. Cuando decimos que Madrid es España es porque aquí viene lo mejor de cada rincón a vivir en paz y en libertad», ha lanzado, visiblemente emocionada, desde el balcón instalado en la sede del PP, en la calle Génova, acompañada del presidente del partido, Pablo Casado, y ante centenares de personas.

Ayuso ha reivindicado que «el sanchismo» no ha entendido la «libertad» que hay en la Comunidad ni la forma de vida «a la madrileña». «Han sido los dos años más difíciles que habíamos siquiera imaginado y, sin embargo, jamás la sociedad madrileña y la sociedad española habíamos estado tan unidos. Y vamos a seguir así hacia adelante, con libertad, con concordia y gobernando para todo el mundo y demostrando que las instituciones están para eso», ha recalcado.

«YA ESTÁ BIEN»

Para la presidenta madrileña, la separación de poderes y la forma de gobernar con «opulencia e hipocresía desde La Moncloa tiene los días contados». «Ya está bien», ha sentenciado, al tiempo que ha vaticinado «hoy empieza un nuevo capítulo en la historia de España porque desde Madrid, desde el kilómetro cero» se va a recuperar «el orgullo, el sentimiento de pertenencia, la cultura del esfuerzo y por encima de todo la convivencia, la unidad y la libertad que necesita España».

«Espero que los tabernarios hayáis pasado un buen día, yo también, porque Madrid es libertad y porque no entienden nuestro modo de vida. Por eso el sanchismo no entra en Madrid, porque no se puede dirigir, no se puede controlar, no se puede imponer, porque la libertad implica que una persona pueda empezar una y mil veces de cero y tener oportunidades para los jóvenes y dar seguridad a los mayores. Eso es libertad, que nos lo querían quitar», ha apuntado.

Así, ha hecho hincapié en que la libertad también es «el respeto a las diferencias, a la persona, no hay dos personas iguales, no hay dos familias iguales». Para Ayuso, «no se puede hablar por todos, no se puede cerrar todo y decir: ‘aquí tienes una paga que sacaré adelante tus vidas porque vas a hacer una cola que me vas a deber'».

«Vamos a ser libres porque queremos que Madrid empiece desde cero mañana otra vez, a trabajar, a madrugar, a pelear… Merece la pena. Pasión por la vida», ha clamado la presidenta de la Comunidad, que ha conseguido duplicar los escaños que consiguió hace tan solo dos años.

La dirigente madrileña ha insistido en que los dos bienes más preciados que tiene el hombre son «la vida y la libertad». Esto último significa, tal y como ha expuesto, «llevar una bandera de cualquier color y que se te respete» y que «si eres un cocinero famoso, si eres un cantante con una gran reputación, un productor de cine, o un filósofo y dices votar a un lado o al otro se te respete». Además, ha subrayado que libertad es «llevar una pulsera» con esta palabra «sin tener que ocultar» así como «empezar cada mañana a la manera de cada uno».

Ayuso ha repetido que en la Comunidad se es «madrileño de Portugal, y madrileño de Venezuela, y madrileño de Colombia, y madrileño de Cuba, y madrileño de Chamberí». «Esto es una forma de vida, a la madrileña, claro que sí. Muchas gracias por vuestra confianza. Os prometemos dos años en gobierno en libertad para bajar impuestos, para proteger la educación pública, privada, especial y concertada, para cuidar la sanidad y todo lo grande que hemos construido», ha finalizado.